22 febrero 2007

Amo los escenarios de nuestro amor

La imagen “http://digilander.libero.it/Tenebre1974/images/Crociera/barcelona_cafe_de_l'opera.jpg” no puede mostrarse porque contiene errores.

Si te gusta mojar churros aquí lo puedes hacer

Por donde está la actual Rambla de las Flores pasaba un torrente de agua estacional. Cuando se secaba era lugar de paso. Paralelo al torrente había una segunda muralla de la ciudad de Barcelona construida en el siglo XIII. En el siguiente siglo y en el XV se tiró la muralla y se terraplenó la Rambla. Entonces se convirtió en el incesante lugar de paso que conocemos para las gentes que lo visitan y que no dejaron de pasear ni en nuestros días. Los árboles llegaron en el XVI. En el siglo XVII y el XVIII la burguesía comenzó a desplazar a la antigua nobleza y el clero. Se construyeron palacios renacentistas en el lugar. La Rambla del XVIII ya se parece a la que conocemos con floristerías, farolas, bancos, venta ambulante de pájaros… Aún estaban por venir los coches, los quioscos, los sex-shops o el Museo del sexo, los carteristas… El “Café de l´Opera´” comienza como Tasca-hostal y desde allí salen carruajes hasta Zaragoza y comarcas varias. El fantasma de la segunda muralla que ocupaba el lugar se desvanece. Su recuerdo muerto permanece sólo en los informes de la historia local de la ciudad.

La imagen “http://www.postercheckout.com/PrintImages/APG/jpgs/3012.jpg” no puede mostrarse porque contiene errores.

Me gustan las estampas de época aunque no correspondan

En 1837 se inaugura el Liceo. Entonces la Tasca-hostal se acaba reciclando durante el XIX en chocolatería. Al estilo vienés, como debe ser. ¿Dije lo mucho que me gusta Viena? Hoy en día se conserva de esa época la colección única de espejos y algo de la ornamentación de entonces.

Años más tarde se convierte la chocolatería en Café-Restaurante y se hace llamar “La Mallorquina”. Sólo para aristócratas.

Los antepasados de los dueños actuales compran el local en 1928 y lo reconvierten en Modernista con algo de neoclásico. Desde entonces es el “Café de l´Opera” que no ha cesado su actividad hasta ahora. Es el mismo café que pisó Alfonso XIII y también anarquistas, sindicalistas, escritores, bohemios… Es el mismo local que pisé hace diez años con mi querida Nerida y con su aspirante a rival. El mismo local en el que se respira antigüedad además de un cierto tufo a tabaco, eso sí. ¿Se pueden oír al llegar las voces de Alfonso XIII o los susurros de los anarquistas conspirando contra el gobierno o los pensamientos de las plumas más eficientes que anotaron ideas sobre esas mesas? Lo cierto es que no. Sólo el ruido gárrulo que produce el español e incluso el catalán cuando se une en manada para comer. O el del joven que le regala ilusionado y malintencionado un Kamasutra a su novia, o el del chupeteo de oreja del otro novio a la otra novia de la otra mesa o el de las señoras gordas, viejas y más bien sordas que se gritan porque piensan que su contertuliano es tan sordo como ellas. ¿Sustituye la niebla del tabaco a la de la noche medieval cuando esta ocultaba peligros o la posibilidad de un almorávide con ganas de cercar la ciudad Condal? Pues no lo sé tampoco. Ni siquiera sé si había niebla en esta zona pero desde luego en los sueños y en las películas siempre queda como más poético. Sólo sé que mi querida Nerida y yo visitamos ese lugar con tanta historia hace poco y que se ofrece un chocolate con churros delicioso. No sé si importa la historia que tenga un local. La cafetería de Bellvitge dónde desayuno algunos sábados debe tener también su historia. ¿Cómo sabemos que no pasó por allí un ejército romano o se apostó a descansar el Cid en uno de sus múltiples viajes por la geografía que tan bien se le dio conquistar?

Pero el caso es que el local de Barcelona me fascinó hace poco cuando mi amorcito y yo salimos para ir de compras y los dos quisimos chocolate al unísono y los dos estuvimos de acuerdo en visitar el “Café de l´Ópera”. Tal vez la Historia con mayúsculas nos deje fríos. Pero la otra, la de nuestro amor, es otra cosa. En ese café hay un pedazo de las primeras veces que ella y yo quedamos. Y eso sí que da ambiente. No hay otra Historia que la que podemos recordar.

La imagen “http://www.hostelbarcelona.com/showplot.php?AttractionNumber=7220” no puede mostrarse porque contiene errores.

Un plano que no utilizaré porque ni lo necesito ni me aclararía de necesitarlo

4 comentarios:

Ozymandias dijo...

Vaya, veo que estamos de celebración. Mi enhorabuena para los dos y mi mas sincera envidia por todos esos años de aguantaros. Bueno, sobretodo de que te aguanten...

Houellebecq dijo...

Lo que hay que aguantar...

Shoori dijo...

Mejor te comento por aqui lo de mi post "extraño" de hoy. Te puede parecer una chorrada, pero es la primera vez que una chica del cine digamos que me "tira los trastos" y cuando acabamos de hablar me miro de una forma... que me quede roto. Si, si es la primera vez que me pasa esto y aun estoy alucinando. En fin, cosas extrañas que pasan xD No comentes esto en mi blog que lo lee gente del cine y no quiero que se enteren. Si me quieres responder hazlo por tu blog! y venga, nos vemos!

Houellebecq dijo...

Vale, entiendo. Esa es una gran notícia. Espero que el tema vaya a más aunque por tu blog ya se ve iban por ahí los tiros. Esta sí que es una notícia.