06 julio 2010

En blog feliz (y premiado)


Me sumo a la polvareda de egos engrandecidos que ha levantado la célebre bloguera InfiniteRebel.
He ensanchado tanto que no quepo en mis tejanos.
Reparte premios a la originalidad en su blog y me dedica una hermosa frase que yo, vanidoso hasta el vómito, corto y pego aquí: “Houellebecq, del blog En blog hostil, por como escribe y por su rebeldía.”
Me gusta que sea una rebelde infinita la que aprecie mi propia rebeldía. Pero más la escritura. Eso ya me ayuda a sobrellevar mejor este verano que tanto daño me hace.
Y todo eso después de que Lissi, otra bloguera a la que podéis clicar sin problemas a mano derecha de mi blog (Aún así te lo cuento), me citase la semana pasada en su bitácora cuya cara ha lavado muy recientemente (es una de mis fieles y toda mención es poca).
Pero sé que todas estas palmaditas en la espalda pueden aburrir a los que esperan guantazos y vienen en busca de carnaza por aquí o por los programas dónde sale Belén Esteban. No os preocupéis. Ya me pondré las pilas y repartiré leña en breve ¿Valeee? De momento dejadme flotar en estos apacibles éxitos. Un día me animaré y comenzaré a dar premios yo también. Y seré muy elitista así que ya podéis esforzaros. En cualquier caso InfiniteRebel, ya se lo escribí en el comentario, ha premiado un blog que leo a diario y que no me decepciona nunca, el de Abalorios. Es una bloguera de las de verdad, de las de entrada casi diaria. Yo lo máximo son tres entradas por semana (casi nunca) o una como mínimo (casi siempre). No doy para más. Soy primitivo. Mis peripecias lo demuestran. Lo mucho que he leído sólo sirve para que la gente con la que hablo cinco minutos no detecte al Neandertal que llevo dentro. Pero si rascas un poco la pintura… Ahí estamos mi cerebro reptil y yo y mis instintos primarios. Pero ya está. Mañana será otro día y volveré a escribir como si nada hubiera pasado. Algo me impulsará a decir lo que pienso en este espacio (tal vez lo leído en algún blog que me indigne, tal vez lo que ocurra en el telediario que también me indigne, tal vez lo que sucede cuando se me descarrila una neurona y pueda indignar yo a alguien…). De momento yo, como el personaje de la última entrada de Abalorios (muy fresca, muy rica) me voy a dar vueltas por la red y por las palabras ajenas.
De las mías hoy ya estoy harto.

11 comentarios:

Vanessa dijo...

Enhorabuena por esas dedicatorias q te hacen! Y aunque no hagas entradas diarias, no importa, lo bueno si breve, dos veces bueno.
A mí también me hace daño el verano!
Besos!

Pilar dijo...

Venía a felicitarte y casi me pones más colorada que leyendo a InfiniteRebel que ya ha sido un trago.

Gracias guapetón!! A mi me gusta cuando das caña y cuando eres bueno, que ser siempre igual es aburrido y poco Original ;) y está claro que tú lo eres mucho.

Rebotada desde aquí, me cole en el blog de tu amiga y me gustó mucho, lástima que no se pueda dejar un comentario (bueno hoy parece que en ningún sitio), parece que olvidó incluirlos en la pantilla.

LISSI dijo...

Eh!!!Muchas gracias por la mencion!!!Me hizo mucha ilusion!Y en cuanto a los comentarios en tu blog pone que no hay comentarios y si que los hay...sera un fallo de blogger??

Houellebecq dijo...

Ayer también tuve muchos fallos de bloger, Lissi, voy a hacer la prueba de aquí a un rato.
De nada, Pilar, sólo menciono lo que me interesa. Ya ves que suelo estar mucho por tu espacio.
Gracias, Vanessa. Vamos a sobrevivir a este verano como sea. Yo no creo en Dios pero si creyera le pediría un aire acondicionado.
Por cierto, bloguer esta raro. Juraría que alguien más me comentó y ha desaparecido. Ayer no veía ni mis propios comentarios ni los vuestros después de publicarlos (suelo publicarlo todo y si me razonais los insultos también os publicaré, no me gusta censurar). Hoy me falta el comentario de alguien a quien publiqué. Si no se ve aquí que disculpe, no está censurado. Es que no sé qué ha pasado.

Houellebecq dijo...

Lissi, esto es lo que me sale en tu blog cuando quiero comentar:
Envía la entrada por correo electrónico a un amigo:

AUN ASI...TE LO CUENTO

La información que proporcione en este formulario sólo se utilizará para enviar el mensaje a su amigo. No se utilizará esta funcionalidad con fines publicitarios ni para una autopromoción excesiva.
Su nombre
Obligatorio
Su dirección de correo electrónico
Obligatorio
Dirección de correo electrónico de su amigo
Seleccionar de los contactos

Escribe una lista de hasta 10 direcciones de correo electrónico separándolas con comas.
Obligatorio
Mensaje
300 caracteres como máximo
Verificación de la palabra Verificación visual
Anota los números que oigas.
Escribe los caracteres que ves en la imagen.

Enviar correo electrónico


En fín, ya me dirás si puedes publicar tu. Creo que no soy el único que te está intentando comentar. Evidentemente. Lee el comentario de Pilar, por ejemplo. También habla de ti, creo.

urbanoyhumano dijo...

No me gustan los premios desde que para conseguir una bolsa de plástico tuve que comerme tres tarros de nocilla...
Me gusta el gusto que das y la cita ,imagino, en ese blog que aún no he visitado. A mí me regalan el diamante de oro o el blog amigo y me llevan al especialista de alergias.

¡Qué tío eres! ¡Grande!

InfiniteRebel dijo...

Hostíl Humano, eso de célebre...Te has pasado. Me suena más a célebre loquera que bloggera aunque si ha servido para abrir un poquito tu espíritu rebelde y anárquico, bienvenido sea.
Todos los raros, rebeldes y neuróticos tenemos nuestro corazoncito.(Verdad?)
Sigue dando caña que me incentiva.
Un beso.

reltih dijo...

fulll, bacano, mis felicitaciones brother.
un abrazo

LISSI dijo...

Bueno creo que ya deja comentar.A mi me dejo con id de google e incluso hasta anonimo...lo que pasa es que debes clikear donde pone 0 bitxos vomitan un alarido...k en mi lenguaje es 0 "personas-humanas" han dejado un comentario jejej
Bueno esto es lo que pasa cuando se modifica el diseño y el color del acceso a los comentarios es el mismo que el del fonde de la entrada...en fins...:P
y gracias por intentarlo :)

Andario dijo...

Te he descubierto hoy a través de un click perezoso desde ezcritor, y sólo por la carcajada de "Lo mucho que he leído sólo sirve para que la gente con la que hablo cinco minutos no detecte al Neandertal que llevo dentro" ya te has ganado mi google-suscripción.

Sorry, yo no tengo blog propio (llevo el Neandertal por fuera...).

Que dios reparta Fujitsus.

Houellebecq dijo...

Pues qué sorpresa Andario. Los blogueros modestos como yo nos sentimos muy estimulados con gente como tú. Si alguna vez te decides a escribir blog, ya sabes, avisa.