28 julio 2008

Basílica en Budapest


La plaza de esta basílica es ideal si no has ido a la playa y quieres coger algo de color



Salí al sol de la mañana con el ánimo bajo y el sol alto. No había conseguido dormir en el hotel. Lógico. La habitación no tenía persianas, sólo unas cortinas que se movían con la brisa dejando pasar billones de fotones a través de la ventana hasta mis párpados.

En el hotel me habían dado un pequeño mapa dónde los nombres de las calles se veían borrosos por lo que tenía que adivinar más que seguir la posible ruta hasta el centro turístico.

Después de ver una enorme plaza, la de los héroes (Hosok Tere) dónde las estatuas de los reyes de Hungría me miraban apostadas y elevadas sobre un semicírculo de pedestales, decidí bajar por una calle en línea recta repleta de embajadas y bancos hacia el río. De momento quería ser cauteloso con los transportes de la zona no me fuera a caer otra multa por descuidado o por no dominar el nuevo idioma(ver anécdota en Praga).

Después de varios kilómetros de caminata llegué hasta la Basílica de San Esteban. Este hombre fue el primer rey cristiano de los húngaros coronado por el papa Silvestre II en el año 1000 de nuestra era.

Yo la basílica la conocía mejor por postales, documentales, películas y por un comic reciente de superhéroes dónde estos se enfrentan a unos magos allí mismo (Shadowpact). Es un edificio muy bonito que da a una plaza amplia y soleada, demasiado soleada en verano.

Entré dentro para ver cómo se rezaba por esa zona. A lo mejor lo hacían diferente. Llevaba la revista de historia con el demonio en portada que me había prestado mi cuñado. A pesar de que la he pasado por diversas iglesias durante estas vacaciones no la he visto arder ni cuando toqué el agua bendita que tienen en casi todos estos centros. Yo tampoco me he quemado por hereje ni he sufrido la ira divina de un modo especial (aunque ser multado en Praga y ser timado en Hungría se parecen a una sanción). Creo que en líneas generales, ninguna entidad superior me estaba maldiciendo por no tener fe en ella. Ante esto veo dos posibilidades. La primera es que Dios ya no es un tipo cruel y sanguinario que destruye a los herejes por no creer en él. La segunda es que Dios no sólo no ha existido nunca sino que sigue sin existir. Eso convertiría todos esos edificios religiosos en mero esfuerzo infructuoso. Aunque claro, si alguien se siente reconfortado con esos temas…

Los turistas hacían fotografías todo el tiempo mientras una pequeña legión de fieles no se dejaba alterar demasiado por los flashes de las cámaras y escuchaban embelesados al cura. Parecían estar acostumbrados a posar y rezar sin demasiado esfuerzo.

En la entrada de la basílica había una máquina dónde tu mismo te podías servir unas monedas religiosas poniendo tus monedas turísticas en una ranura. También había un punto de información dónde se te vendían otros souvenirs. Creo que puedo entender la ira de Lutero cuando se vendían bulas para esquivar el infierno. Una religión echa por los pobres y para los pobres en la que se empiezan a redimir sólo los ricos es una religión que huele a estafa. Si Lutero se hubiese dado una vuelta por esa basílica hubiese sido algo más que protestante (Criticante, cabreante, pateaculoscristianoseante…).

Salí tan ofendido como siempre de ese centro sacacuartos. En la calle, una gitana gorda exponía unos manteles de mesa tejidos a mano y los extendía frente a ella con los brazos en alto, casi emulando una crucifixión. Intentaba vender a los turistas el fruto de su esfuerzo o el de su familia a pleno sol. En caso de que fuesen robados también suponían un esfuerzo para ella y su familia. Así que verla vender el género mientras retostaba todavía más su ya de por sí morena piel me parecía agotador. En una hora solo la ví vender uno de esos manteles. Fue a una señora que al llegar hasta su marido y enseñarle el género provocó una discusión. El hombre no estaba nada entusiasmado con la compra. Pero la gitana, muy profesional, dejó al matrimonio discutiendo (su negocio ya estaba cerrado) y siguió exponiendo el género a nuevos posibles clientes mientras el sol caía sobre ella en vertical.

Si pasáis por la basílica la veréis. ¿Quién se merece más vuestro dinero de turistas, ella o los chiringuitos de venta de souvenirs que han montado dentro de la basílica?

Yo, ante la duda, no se lo dí a nadie.

8 comentarios:

LaLongoria dijo...

En mi barrio hay una gitana que lleva quince años intentándome vender limones y ajos. Hay varias razones por las que jamás se los compraría: por cómo apesta la señora, porque me la imagino llorando siempre para que le dén un piso,poruqe me imagino a su marido sin dar un palo al agua, porque me imagino el piso con la bañera llena de gallinas,etc,etc,etc...En general soy racista con las etnias vagas y plañideras.
No obstante, puestos a comprar un souvenir, esa señora se lo merece más que los que están fresquitos dentro de la basílica.
saludos

Nai dijo...

Cacho blasfemo! todavía no me has dicho dónde me vas a llevar querido.

Y... eres cruel, te dejas timar por un taxista y no le compras un mantel a la gitana, mal hombre!!!

Ya te enseñaré yo a ser un turista de los buenos.

Beso!

Hugo dijo...

Ni a unos ni a otros, cabrones, nos cobran el triple del precio normal, una cosa es saber que te estafan otra sentirte gilipollas... no?

Houellebecq dijo...

"racista con las etnias vagas y plañideras". Lalongoria, eso es políticamente incorrecto. Aunque no puedo estar más de acuerdo. Parece que todavía tenemos serios problemas de comunicación con personas de nacionalidad española que llevan aquí muchas generaciones pero que nos siguen pareciendo extranjeros(y no voy a decir la raza porque ya sabemos de la que hablamos). Creo que viven en una realidad alternativa a la nuestra. A lo mejor son ellos los que tienen razón.

Houellebecq dijo...

Nai, como dice Hugo y yo mismo al final de este post, no pago ni a unos ni a otros(bueno, lo del taxista fue un error). Y el mantel de la gitana no hacía juego con mi idea del buen gusto. Por cierto... ¿Cómo es un turista de los buenos? Aunque es evidente que yo este año he sido de los malos. Lo digo sin ironía.

Nai dijo...

Ahhhh sorpresa... para saberlo tendrás que llevarme de viaje... xDDDD

Y que sepas que también leo, y mucho, pero es algo que hago todos los dias no es algo extra que haya hecho éste fin de semana por eso no lo comento.

Por cierto no sé qué leer ahora, terminé ayer el libro :(

LaLongoria dijo...

Lo sé, lo sé, políticamente incorrecto. Quise suavizarlo pero es que a mí la política de hoy en día ya me parece de lo más incorrecta y además es lo que pienso.
En cuanto lo de la realidad alternativa, yo aplaudo a los que viven en ella, pero no a costa de los demás. Tengo un fuerte sentido del "grupo" y pienso que éste solo tira hacia adelante si todos aportamos. Aquí es donde enlazo con el tema lloriqueras, alternativo...muy bien, pero no me llores, apechuga.
Y seguro que ellos tienen razón, desde luego les sale de vicio la jugada, ni siquiera necesitan pasar la ITV a la fregoneta.

Houellebecq dijo...

Lalongoria, no te disculpes, que estamos en un país y en un blog libres y ya te ha quedado muy bien el comentario. Claro que tus disculpas suenan a nuevo cachondeo así que mejor no digo nada. Sigue diciendo lo que piensas que seguro que es más divertido que lo que diga la política(muy bien apuntado lo de que la política actual ya te parece incorrecta).
Nai... Si sabemos el libro que terminaste el otro día sabremos el libro que se te puede recomendar mañana.